Call us on  +7-926-050-70-97

Home » Blog » Sedes y estadios del mundial de futbol de Rusia 2018

Sedes y estadios del mundial de futbol de Rusia 2018

Está casi todo listo para que comience el mundial de futbol de 2018 en Rusia y las ciudades sedes de los partidos esperan con los brazos abiertos a los visitantes.

Las ciudades de las sedes ofrecen al visitante una gran variedad de culturas y estilo de vida rusa, desde la “apartada” Kaliningrado a orillas del mar Báltico hasta la tártara Kazán o la puerta de los Urales, Ekaterimburgo.

Merece la pena conocer estas ciudades.

Moscú: es una ciudad que no se puede describir con palabras sencillas. Ha sido llamada “la de paredes blancas y de cúpula de oro”, la ciudad de las cuarenta veces cuarenta iglesias, antigua y juvenil, hospitalaria y de negocios, solemne y alegre y bulliciosa de una vez.  En otras palabras, una verdadera capital. La ciudad financiera por excelencia. El estadio en el que se jugará es el Luzhniki, el que fue estadio olímpico (donde se jugará el partido inaugural y la final) y el impresionante estadio Otkritie del Spartak de Moscú

San Petersburgo: El sueño de Pedro el Grande. La ciudad cultural, con sus palacios y casas que asemejan a una ciudad europea, pero con un exterior de aire soviético. Bohemia y pintoresca, es la ciudad más importante de Rusia junto a Moscú. El estadio, el más nuevo de todos, tiene un aspecto futurista, no sin motivo le llaman el Ovni. Es el nuevo estadio del Zenit de San Petersburgo.

Kazán: Capital del Tatarstán, una de las ciudades principales de los Kanatos que tomaron Rusia. Con su impresionante Kremlin musulmán, a orillas del Volga. Considerada la tercera capital de Rusia, situada en la Gran Ruta de la Seda, no te dejará indiferente.  El estadio, es el Kazán arena, donde juega el Rubín Kazan.

Sochi: siempre ha sido considerado el principal centro turístico de Rusia y los Juegos Olímpicos de Invierno de 2014 dotó a la ciudad con una impresionante infraestructura moderna. El estadio, al concluir los Juegos de Invierno de 2014, en los que acogió las ceremonias de apertura y clausura, el comité organizador retiró 14 mil toneladas de metal para convertirlo en un campo de futbol.

Kaliningrado: La casa de la Orden de los caballeros Teutónicos y del legendario Barón Munchhausen. Situada alejada del resto del país, hace de esta ciudad de estilo “alemán” una de las ciudades diferentes de Rusia.  Se jugará en el estadio del Baltika Kaliningrado. Inaugurado este año.

Saransk: Quizás la más desconocida de las ciudades sedes del mundial. Saransk es una ciudad de mitos y leyendas, con grandes planes para el futuro. Recordando su viaje a Saransk, Leo Tolstoi escribió en 1906: “Viejos pinos con troncos largos y coronas cortas. El suelo es negro, y un poco pedregoso … El río Sura y el mejor esturión jamás encontrado “. Para 2018, cuando llegue la Copa Mundial de la FIFA, los mitos de Saransk se habrán transformado en arquitectura. El estadio, es el Mordovia Arena.

Nizhny Novgorod: Hace apenas un cuarto de siglo Nizhny Novgorod no pudo encontrarse en ningún mapa de itinerario turístico: entre 1959 y 1990 Nizhny se llamaba Gorki y era la ciudad cerrada más grande de la Unión Soviética. Nombrado en honor de su residente más famoso, el escritor ruso Maxim Gorky, de principios del siglo XX, la ciudad era un símbolo de la destreza militar de la Unión Soviética. Al mismo tiempo Nizhny Novgorod es una antigua ciudad comercial rusa con tablones de madera y marcos de ventanas talladas que sobrevivieron a la embestida de la arquitectura moderna. El estadio de la ciudad, también abierto en este año, es donde juega el FC Volga Nizhny Novgorod.

Volgogrado: a lo mejor el nombre no te dice nada, pero si te digo Stalingrado, su antiguo nombre… Muchos acontecimientos han dejado su marca en la ciudad en monumentos, lugares y tradiciones. Durante el último siglo la ciudad ha cambiado su nombre tres veces: a principios del siglo XX se llamaba Tsaritsyn y era un lugar de remanso en las orillas del río Volga. Luego se convirtió en Stalingrado – la fortaleza que desempeñó un papel fundamental en la Segunda Guerra Mundial, y más tarde fue renombrado Volgogrado, convirtiéndose en el proceso de una ciudad soleada y hospitalaria cuyos residentes aman la pesca, el fútbol, paseos en barco y playas.  El estadio, es el “estadio central” inaugurado en 1962, pero que se ha reformado para duplicar su capacidad, llegando está a ser de 65.000 espectadores.

Rostov-on-Don: Varias ciudades se llaman Rostov, pero esta es la que está en el Río Don. Fue un gran puerto comercial por su situación estratégica en la desembocadura del rio Don en el mar de Azov y el mar Negro. Hogar de los Cosacos del sur. El clima suave, hacer de esta ciudad un lugar ideal para huir del frio del norte. Su estadio, ya es conocido en Europa por la participación de su equipo, el FC Rostov en las competiciones europeas.

Ekaterimburgo:  La UNESCO ha nombrado a Ekaterimburgo una de las doce ciudades ideales del mundo y este título se adapta perfectamente a la capital de Ural, un territorio lleno de tesoros naturales como el petróleo, el gas, las minas de oro y el depósito de esmeralda más grande de Europa. Llamada la puerta de los Urales. El estadio, también se llama estadio central y es donde juega el FC Ural. Se remodeló en 2015.

Samara: es una ciudad muy diversa. Es un pueblo mercantil y un importante centro aeroespacial; es atlético, musical y juvenil. En 1916, Boris Pasternak, poeta ruso, novelista y Premio Nobel, escribió: “Samara es la mejor, la parte más pecadora, más elegante y más cómoda de Moscú, cortada de la ciudad y trasplantada a orillas del río Volga. El estadio de Samara es el Samara Stadium, de 2014 que se espera que tengan una ampliación de 45.500 espectadores a 63.000 para el mundial.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *